lunes, febrero 21, 2005

Hellboy

"Joder, que novedad que nos trae el tito chinchan. Seguro que la ha comprado en los saldos del mercadillo del pueblo." Direis los lectores más críticos del mejor diario cinematográfico de la historia de la Humanidad. "Pues iros al pedo y no leais más " os respondo, je, je.

Vamos al lio con este pedazo de peliculón que teneis que ir a verlo ahora mismo y dejad lo que esteis haciendo. Trata de un personaje de comic llamado Hellboy, que es rojo y con rabo. Este llega al mundo por un portal que hacen los nazis en la segunda guerra mundial para poder traer al mundo a uno de los siete dioses del caos para que arrase la tierra. Vamos, lo más normal del mundo. En vez del dios ese del caos con mala leche y tentáculos, entra el chico del infierno, que tiene un brazo como escayolado. Luego el chico crece en un raro ambiente y se dedica a salvar al mundo de las múltiples amenazas que surgen, todas ellas de bichos raros. Junto a él luchan una especie de hombre pez que come huevos podridos y una moza que explota cuando se enfada (como todas).

Ya que antes mencioné el rabo del diablo y el del jelboy, no puedo dejar pasar un personaje que se prodiga poco en los filmes. El personaje en cuestión es Raputín, del que decían que tenía más rabo que el diablo y jelboy juntos. Tanto era el tamaño de su miembro viril, que cuando le consiguieron matar le cortaron con una radial el pene y lo guardaron en un barril de cerveza con formol para conservarlo. Alguna vez se lo puso el Boris Yeltsin para fardar con las muchachitas. No os digo más del pene de este señor.

Hellboy no es un superheroe normal. Vive amargado por que es distinto que los demás, pero desde luego lo lleva con mucho más humor que sus compañeros de imprenta (otros heroes de comic, para los que tengais el cerebro en chapa y pintura). Tiene escenas muy graciosas, como cuando se lima los cuernos con una radial. Y escenas de pelea muy guapas. Además, es un heroe que fuma puros como zepelines sin ningún tapujo. Lo cual es de agradecer, dado que se aleja de la moralidad de estos personajes. Así que como superheroe, le vamos a dar un 10 y vamos a hacernos fan suyo.

Así que para concluir, os digo que vayais a verla, que os lo vais a pasar como enanos. La película tiene momentos graciosos, de acción, de intriga, etc. Vamos que tiene de todo. Como fin de comentario, la escena en que jelboy espía a su supuesta novia desde una azotea junto a un niño pequeño al que le explica cosas del amor, es muy grande. Sobretodo la pedrada que le pega, je, je.

Ale, ale, a ver jelboy. En la Fnac la teneis a la venta con un muñeco sólo apto para freakys del tema.

Besitos.

P.D: Como la peli es del tio Beni del Toro, sale su amiguete Santiago Segura, en una escena que da un poco de risa.

1 comentario:

Juan Luis dijo...

De esta sí me he enterado, que hay que ir a verla.
Te veo un poco obsesionado con los rabos... y como luego ves una peli de temática gay...voy a leer la siguiente.