jueves, marzo 24, 2005

Lobo

Hoy voy a enfrentarme valientemente al folio en blanco y no voy a decir cosas como "El lobo, que buen turrón" ni cosas así. Aunque ahora que menciono turrón, se me ha abierto el apetito, me voy a comer una torrijita, que estamos en la fecha adecuada. Y además esa que tiene la canela espolvoreada con amor creo que me está mirando. (cinco minutos después) Al final ha resultado que me miraban más de las que pensaba, que ricas.

La película de "Lobo" trata sobre un infiltrado en ETA en los últimos coletazos del franquismo. Tras presenciar un asesinato terrorista Lobo (Eduardo Noriega) es capturado por la policía dado que intentó avisar al muerto de que iban a por él. Tras una ración de hostias, llegan a un acuerdo, por el cual Lobo tiene que infiltrarse en la organización para desmantelarla desde la cúpula. Y luego pasan muchas cosas que no voy a contaros de momento.

El elenco de personajes es muy diverso, con muchas caras conocidas e irreconocibles. El señor Guerra (de aquí no hay quien viva) hace policía bueno y se llama Pancho (que nombre más gracioso para un niño y que putada para un adulto). José Coronado deja tranquilo su tránsito intestinal y hace de policía malo y cabrón (de los grises de toda la vida, vamos). Silvia Abascal (que la pongo por coacciones de mi media naranja) hace de mujer de lobo, que nada tiene que ver con que sea o no una loba. Y el mejor de todos, dado que no le pega el papel para nada es Jorge Sanz, que hace de etarra cabecilla de los que quieren abandonar las armas y convertirse en organización política. La verdad es que todos ellos hacen unos papeles muy buenos, dando que pensar que el tema de ser actor está jodido en España. Sino de que se iba a convertir José Coronado en adalid de la fibra y de las cacas consistentes y puntuales como un reloj. Mención especial la de Jorge Sanz, que sabe actuar y todo.

Lo que más me gustó de la película fue una percepción que tuve (que puede que no sea lo que todo el mundo vea). Me pareció que la película estaba rodada para extranjeros, no para españoles. Esto es por el modo de contar la historia, que lo hace completamente desde fuera. Más parecía una película sobre Escocia que sobre España (salvando las distancias) No se mete para nada en polémicas ni en debates. Sólo hay un momento final como de crítica que a mí me gustó mucho y que estoy seguro que es verdad (para que los veais, la última conversación de Jose Coronado con Noriega). Así que en el tema de tacto, podemos decir que el director ha tenido mucho. Es de agradecer.

Resumiendo, la propuesta de esta película me parece muy valiente y arriesgada. Creo que en España sólo otra película ha tratado sobre esto (la de Carmelo Gómez) pero con mucho menor acierto, y que se deberían rodar más al respecto. La trama está bien y los personajes muy adecuados. Por lo que os recomiendo que vayais a verla, que no os va a defraudar. Lo que si que recomiendo es verla como si no hablasen de nuestro pais. Es una recomendación.

Besitos.

P.D: Para los adictos a las tetillas, salen, poco, pero salen. Además son buenas las que se ven, je, je.
P.D.2: Aunque en la de Carmelo salían más veces y se veía hasta pelo.
P.D.3: La escena en que Lobo se lo hace con Amaia es un poquito fuerte de ver. Ya entedereis porqué.
P.D.4: En aquella época no se yo si era mejor que te pillaran los etarras o los grises. Los etarras por lo menos te pegaban un tiro nada más.

2 comentarios:

Fran dijo...

Como me he visto incapaz de leerme la crítica completa (tengo sueño y Demetrio no ha tenido piedad de mi estado para mandarme trabajo), al menos te dejo un comentario, el cual, dado que no he leido la crítica, puedes calificar tranquilamente de "comentario de mierda", porque ya me dirás que estoy comentando... Por cierto, recomiendo encarecidamente una crítica a Cold Mountain, que la vi este fin de semana y una mujer de 1,80 de altura merece ser analizada con detenimiento. ALE, a currar!

chinchanmolamazo dijo...

Dígale, querido lector, deduzco que Demetrio es o su jefe o su amante. En cualquiera de los dos casos, dígale que tiene cosas más importantes en las que invertir el tiempo. Que se deje de tonterías.

Acojo la sugerencia y le emplazo a leer la pedazo de crítica sobre la película. Su vida no volverá ser la misma. Se lo garantizo.

Curreselo usted.